Liam Summers

Había una profecía que señalaba el fin total de la razas demoniacas y la señal del principio de ese fin era la aparición de los mestizos (seres nacidos mitad humano y mitad vampiro), de entre los cuales, el hijo de una cazadora sería quien comenzara el apocalipsis .
Desde épocas ancestrales se sabe que la forma de reproducción de los vampiros es a través de la infección por mordedura. Y que en ocasiones muy pero muy raras ambas razas pudieron mezclarse de manera “convencional”.
La profecía en sí, predecía que cuanto más cerca estuviera el final, la cantidad de mestizos crecería, y que de uno de ellos surgiría un milagro que erradicaría el mal de la tierra por siempre y cerraría todas las bocas del infierno. La profecía empezó a cumplirse y con la activación simultanea de todas las cazadoras del mundo, las probabilidades se disparaban.

Liam nació en Vaywoll, la ciudad en donde comenzó el fin.
Luego de la batalla final contra El Primer Mal y la activación de todas las Cazadoras, Buffy Summers y el buena parte de las cazadoras se mudaron a Vaywoll, otra de las ciudades americanas con “Boca del Infierno”.
Luego de años de idas y venidas Angel, el vampiro con alma, y Buffy volvieron a intentar estar juntos.
Del fruto de ese amor nació Liam. No fue el primer mestizo de madre cazadora y no fue el último en nacer, pero sería el que sobreviviría hasta el final.

Cuando se habla de la vida de Liam se pueden diferenciar dos versiones de una misma historia, y aunque Liam solo recuerda y es el resultado de la última de ellas es necesario contarlas a ambas.

En un primer momento Liam nació en Vaywoll cuando aún no había ocurrido ningún apocalipsis y, éste sobrevino cuando tenia 2 o 3 años. Sus padres y la mayoría de sus amigos fueron eliminados en una batalla.
A partir de ese momento todo cambio, los demonios comenzaron a avanzar contra los ejércitos humanos.
El mundo entró en caos, Naciones enteras cayeron bajo el control de los demonios, en pocos años las cazadoras se extinguieron. Los humanos que no fueron esclavizados se organizaron en pequeñas resistencias.
Poco tiempo después de que Liam cumpliera 19 años, Willow encontró un hechizo para mandar a alguien al pasado y comenzar a preparar a sus padres para la gran batalla y así evitar el Apocalipsis… Pero algo salio mal y Liam termino viajando al pasado de otra linea temporal.
Allí su madre había muerto mucho antes, su padre no tenia alma y la cazadora era Faith.

Este viaje puso en funcionamiento un proceso que culminaría con un cambio total de su propio tiempo y que generaría diferencias sustanciales en su misma raza. Estando Liam en Sunnydale, se abrió un portal interdimensional que trajo a su padre y su madre, esta última herida y embarazada, a la misma linea temporal donde había sido enviado por error.
Su historia cambió, estuvo cerca de morir, en el vientre de su madre y generar una paradoja temporal, pero Angel terminó haciendo un pacto con unas entidades que incrementaron su parte vampirica para salvarlo.
La nueva condición hizo que Liam también necesitara sangre para vivir.
Estos cambios ocasionados por el viaje de Buffy y Angel ocasionaron que Liam naciera ya con el Apocalipsis en funcionamiento y que toda su infancia y adolescencia fuera reescrita.

En Sunnydale desde un principio formó una relación muy particular con Faith. En un principio de odio y enemistad y luego de amistad y amor. Las diferentes circunstancias y problemas fortalecieron su relación y con el tiempo llegaron a estar “muy unidos”.
Tuvieron idas, venidas y complicaciones. Eran uno el sustento del otro y todo iba relativamente bien y estable hasta que Faith se enteró que estaba embarazada. Y todo empeoró más aun luego de que entrara en coma y perdieran a su hijo.
Ninguno de los dos pudo llegar a recuperarse de esa perdida. Estaba claro que ninguno esperaba ser padre y la idea los aterraba pero nunca se imaginaron que luego de que la idea no les pareciera tan fatal, pasaría algo así.

Su relación nunca volvió a ser igual y con el tiempo Liam descubrió como volver a su tiempo y tomó la decisión de hacerlo, dejando a Faith en un momento tan jodido.

De vuelta en Vaywoll Li se puso a cargo de la resistencia y lidero junto con Nara a los pocos humanos libres que quedaban. Allí cumplió con la profecía, encontró la forma de cerrar las bocas del infierno y erradicar el mal por siempre, pero nunca contó con que esas batallas ganadas terminarían obligando a los demonios a tomar la decisión radical de destruir el planeta y exterminar a todos los demonios y humanos.
Minutos antes de que todo acabará activó por ultima vez el portal que lo llevaría a Sunnydale de forma indeterminada.

Su regreso no fue como esperaba, el tiempo en Vaywoll corría de manera diferente y, en la dimensión de Faith sólo habían pasado unos meses desde que se había ido, mientras que en Vaywoll habían sido años.

Personalidad:
Liam llegó a Sunnydale siendo inocente, quizás demasiado inocente teniendo en cuenta de que vino de una dimensión en la que si eres inocente te comen con papas (??). Siempre idolatro a sus padres y encontrarlos en el estado en que estaban en esta dimensión y ser testigo de las cosas que hacían aquí fue un golpe muy importante.
Enseguida se adaptó a la vida fuera del apocalipsis y no tardó en unirse al grupo de Faith y colaborar en lo que fuera necesario.
Era un chico bastante caprichoso y se cabreaba fácilmente. Le costó demasiado tomar la decisión dejar todo otra vez y volver a su tiempo, pero lo hizo porque de alguna forma se lo debía a su gente.
Cuando volvió a Sunnydale, Liam se había convertido en un tipo mucho más rudo. No olvidó a Faith, pero si tenía una versión totalmente diferente de todo. El sentido del deber desapareció por completo. Para Li es inevitable que el mundo se vaya a la mierda y lo mejor es aprovechar el tiempo que queda. Se unió al Consejo sólo por Faith porque no termina de verle el sentido a “eso de cuidar de todo el mundo”. Es mucho más egoísta y no demuestra ni la mitad de los sentimientos que solía demostrar de más joven.
De todas formas, aunque nunca haya hablado del tema con nadie, siente sobre sus hombros el peso de haber cagado más las cosas en Vaywoll.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *